Esteban Rodríguez: “Tampoco me permiten salir de mi vivienda”.

El huelguista de San Isidro, activista por los derechos humanos y colaborador de ADN Cuba, Esteban Rodríguez, ha denunciado desde sus redes sociales que la vigilancia que mantiene la Seguridad del Estado sobre él y su esposa desde hace más de 20 días ha provocado que su hija tiene que ir sola a la escuela, ya que no les permiten salir de su vivienda en La Habana.

“¿Por qué? Simplemente porque a ellos les da la gana. Eso es para que ustedes vean cómo funciona la maquinaria”, explicó a través de un video en la red social Facebook.

Rodríguez aseguró que frente a su domicilio hay un patrullero todo el día y que varios oficiales lo vigilan a él y a su esposa frente a los ojos de las organizaciones mundiales defensoras de los derechos humanos.

“No tienen una orden de aprehensión, no tienen nada en contra de uno. Simplemente lo que quieren es hostigar, amenazar, sembrar el miedo en personas que piensan diferente”, expresó.

El activista pretendía salir de su casa y enfrentar a la policía y los agentes de la Seguridad que le impiden moverse más allá de su perímetro domiciliar, pero sus problemas de salud le llevaron a posponerlo.

“Calabozos los conozco todos desde que decidí pronunciarme en contra de la dictadura. Pero en este momento en que el asma me está afectando no sería prudente. Pero en cuanto mejore cojo las calles”, dijo en un mensaje que también publicó en Facebook.

Como muchos otros activistas, opositores y periodistas independientes vinculados al Movimiento San Isidro, Esteban Rodríguez permanece sitiado desde hace varios días por agentes de la Seguridad cubana.

El activista Adrián Rubio Santos, huelguista de San Isidro, fue detenido al salir de su casa frente a su familia justo cuando pretendía salir a comprar el pan. 

Con solo 18 años, llevaba vigilado desde hacía más de dos semanas en su domicilio, ubicado en el municipio habanero del Cotorro.

Iliana Hernández también reportó otro día más de acoso policial frente a su vivienda.

“No soy terrorista, no tengo ningún armamento peligroso encima. Soy una cubana libre y por tanto tengo todo el derecho de salir y entrar de mi casa. Policía que venga a impedirlo debe venir con una orden de un juez o algo que justifique esa acción”, agregó.

Con información de CiberCuba.